Olivos de Chocolate
Linares (Jaén)

Los siete kilómetros de La Vía Verde de Linares (Jaén) que unen la vieja estación del centro, denominada Estación de Almería, con la moderna estación en uso de Linares-Baeza, es un paseo en descenso sobre tierra compactada entre extensos olivares, cuya vista se pierde en el horizonte, que se puede recorrer en silla de ruedas. En los alrededores, el puente romano de Vadollano cuyo torrente de agua fue el impulso de una vieja fábrica de chocolate, declarado Monumento Natural por la Junta de Andalucía, es una visita obligada en este recorrido. Para recorrer la Vía Verde de Linares es totalmente aconsejable hacerlo con handbike, debido a que el estado actual de la Vía está más pensado para ir en bici que andando o en silla de ruedas.

Son alrededor de siete kilómetros de descenso o de subida, por lo que en silla se debe realizar desde Linares hasta la estación de Linares-Baeza (descenso de 446m de altitud a 328m). El recorrido comienza junto a la calle Mar Menor en Linares, una zona de viviendas unifamiliares a unos 400 metros de la antigua estación de San José, conocida en el municipio como "Estación de Almería". El inicio de la vía es en el cruce de la  calle Úbeda, 83, con la calle Mar Menor, 2. Una vez allí, comienza el camino de tierra, que a unos 100 metros se bifurca en dos senderos, hay que seguir el de la derecha. No hay cartel de principio del recorrido, pero sí, deteriorado, del final en sentido contrario, por lo que hay que tener cuidado para no despistarse.
La vía verde
Estos 6 km son parte del antiguo trazado del ferrocarril entre Linares y Almería, trazado que se acabó de construir en 1904, pero que dejó de soportar el paso de trenes en 1961. Una de las zonas más bonitas de esta vía es el "mirador del Valle" donde hay unas impresionantes vistas del Valle del Guadalimar, plagado de olivos que se pierden a la vista. Aunque todo el recorrido es cuesta abajo, para darle un poco de tregua a los frenos, hay cuatro áreas de descanso, dos en un estado aceptable para hacer una parada y las otras dos demasiado abandonadas por todos.

En el primer área de descanso, hay que saltar un poco de tierra para llegar, pero en la segunda, ubicada como a mitad de la vía, hay una especie de "puente" de cemento para permitir el paso de agua que hace que sea fácil llegar en silla a las mesas. Durante el descenso se cruzan dos Vías Pecuarias (Camino de Úbeda y Camino de Granada). Los olivos acompañan a los ciclistas kilómetro a kilómetro durante la mayor parte de la Vía, pero para pasear por esta Vía Verde es mejor evitar el verano por el fuerte calor.

Al final, el paisaje cambia de forma radical y un camino de arena nos envuelve en un mar amarillo de la extensa campiña donde a lo lejos se vislumbran las vías del moderno tren y dos puentes sobre ellas, uno antiguo al frente que se debe subir para acabar el recorrido y otro a la derecha que soporta el paso de la autovía. 

Tras exprimir los frenos para bajar, llega el momento más duro de esta vía: una fuerte pendiente en pocos metros espera para atravesar el puente que salva el cruce con el camino de hierro y, a la derecha, llegar a una pequeña carretera por la que tendremos que circular unos 800 m, pasar por debajo de la vías, y finalizar, a la izquierda, en la estación de Linares-Baeza, donde hay varios bares en los que reponer fuerzas.
El Piélago
La siguiente parte de este recorrido ya es en vehículo. A tan sólo 22 km, está el Monumento Natural El Piélago, una zona de una impresionante belleza a la que se accede perfectamente en coche. Se encuentra entre Vilches y Linares. Hay que salir de la Estación de Linares-Baeza por la N-322, Córdoba-Valencia, hacia Linares.  Una vez rodeado el municipio de Linares, hay que dirigirse a la A-312 en dirección a Arquillos, y a unos 15 kilómetros está El Piélago.

Es recomendable aparcar junto al cartel explicativo del puente de Vadollano, y bajar andando hasta el puente que hay sobre carretera para disfrutar de las vistas de todo el monumento

.En El Piélago encontramos el puente romano de Vadollano, que formaba parte de la calzada romana conocida como Vía Augusta, que conectaba Roma con Gadir (Cádiz); los restos de una antigua fábrica de chocolate que usaba la fuerza de las aguas para producir energía y fabricar el dulce; y espectaculares en las rocas entre las cascadas del río Guarrizas, aunque en verano apenas lleva agua el brazo izquierdo.

Baños de la Encina
Un buen sitio donde dormir es Baños de la Encina, un municipio ubicado a los pies de Sierra Morena, y cuyo casco antiguo está declarado Bien de Interés Cultural. A su castillo, construido en el s. X, se le conoce como la fortaleza de los "siete reyes", por el número de monarcas que vivieron en él. Tiene una torre del Homenaje y 14 torreones cuadrados que le dan una belleza espectacular.

Es visible desde los alrededores del municipio (son las vistas más bonitas) y se puede llegar hasta él en coche. Una vez arriba, tiene un camino que lo circunda que se puede recorrer en silla. Para alojarse en este viaje, un sitio bonito e histórico es el Palacete María Rosa, del s. XVII. Su acceso no es fácil, pero merece la pena. Hay que tener en cuenta que está en una calle empinada y empedrada, pero tiene la ventaja de que con muy poco tráfico y se puede parar el coche justo en la puerta.

Tiene una rampa móvil para salvar un buen desnivel en la entrada, que se pone cuando hace falta. Para acceder a ella hay un escalón. Una vez dentro, en la planta baja, sin ninguna barrera, hay una habitación preparada. Tiene un baño al que se accede sin problema (no tiene puerta, como los del resto de las habitaciones). La cafetería también está en la planta baja y es accesible. No así el comedor, al que se llega por unos cuantos escalones. No hay problema en que sirvan la comida en la zona de la cafetería, que es donde se desayuna.

 

(Web de Vías Verdes de la Fundación de Ferrocarriles Españoles)

El coche se puede dejar en la estación de Linares Baeza y subir en taxi (este es el contacto) al inicio de la Vía.

    

Andalucía

Donde revienta el MundoRiópar (Albacete) y Segura de la Sierra y Cazorla (Jaén) Todos los años, generalmente un poco antes de comenzar la primavera, "revienta" el mundo en un rincón de...

Andalucía

Olivos de ChocolateLinares (Jaén) Los siete kilómetros de La Vía Verde de Linares (Jaén) que unen la vieja estación del centro, denominada Estación de Almería, con la moderna estación en...

Andalucía

Cocodrilos y chanquetes Torremolinos  y El Palo (Málaga)   Buen tiempo. Andalucía. Atracciones curiosas y playas. Hay tiempo para casi todo. Por la mañana, una escapada a...

Andalucía

La ciudad de oro blancoMacael (Almería)  Un sitio que nos sorprenderá por su fascinante orografía es el municipio almeriense de Macael, conocido como "la ciudad de oro blanco", un pequeño...

Andalucía

Cueva de las VentanasPíñar (Granada)  Hace algunos años, a finales del pasado siglo, nos llegó una noticia muy curiosa: se abría la primera cueva en España accesible para usuarios de...

Andalucía

Bellezas funerariasdólmenes de Antequera (Málaga)  El Comité de Patrimonio Mundial de la UNESCO, que celebró su reunión anual en Estambul, incluyó al Sitio de los Dólmenes de Antequera...

Andalucía

Por el lejano oeste Tabernas (Almería) Grandes botas con espuelas, caballos, sombreros, sheriff, diligencias, pistolas, indios, atracos, buenos y malos, baile del cancán, cárcel, ahorcados,...

Andalucía

 La Alhambra, embrujo de Granada Dale limosna mujer,que no hay en la vida nadacomo la pena de serciego en Granada (Francisco de Asís de Icaza, 1898) La Alhambra, con más de 2,3...